Suelos Para Hoteles
Suelos Hoteles

Cada zona o estancia de un hotel, aunque formen parte de un conjunto, no tienen por qué tener el mismo suelo.

Lo acertado es escoger cada suelo en función del uso al que vaya a ser destinado. ¿Verdad que no utilizas la misma ropa para ir a trabajar que para salir a cenar, ir de excursión o a una boda?

Pues en un hotel sucede igual. No es lo mismo la zona de recepción, que el gimnasio, el comedor o las habitaciones. Cada una de estas zonas está sometida a un tránsito distinto y tiene unas necesidades específicas.

Así, por ejemplo, la recepción es la primera estancia que el cliente va a ver cuando llegue a nuestro hotel. Por lo tanto, que esta zona sea atractiva es fundamental.

En cuanto a las habitaciones, los primeros detalles en los que se va a fijar el cliente es que sea confortable y esté limpia. Por eso, debemos instalar un suelo que sea fácil de limpiar.

En las zonas de bares y restaurantes debemos escoger un pavimento de gran resistencia debido a la gran cantidad de personas que utilizan estos espacios a lo largo del día.

En los pasillos necesitamos un suelo que sea silencioso, que aminore en lo posible, el ruido del rodar de las maletas o del tránsito de personas o carros de limpieza.

Por lo que se refiere a los jardines, son zonas que el cliente va a utilizar para su descanso y relajación, tomar el sol, leer un libro, escuchar música, podcast, etc, en definitiva, para desconectar.

Por eso es importante que el espacio esté dotado de un diseño bonito y bien cuidado.

Leer  ¿Cómo poner suelos vinílicos?

La zona de piscina será uno de los lugares más frecuentados siempre que haga buen tiempo. En esta zona va a ser necesario contar con un pavimento resistente, seguro, con un diseño atractivo y que resista el agua, los cambios climáticos y también que evite resbalones o caídas de los clientes.

En el gimnasio se debe colocar un suelo de caucho, de diseño atractivo y que permita a nuestros clientes practicar ejercicio de forma segura, evitando caídas y lesiones.

Y en las zonas comunes, al igual que el hall o recepción es importante colocar un suelo atractivo acorde a la imagen que queremos transmitir de nuestro establecimiento.

En cualquier caso, existen una serie de características comunes a todos los suelos que se han de instalar en un hotel:

 Ha de ser un suelo de calidad y resistente, que soporte el tránsito elevado y no se deteriore fácilmente ya que un hotel no puede estar sufriendo cambios y renovaciones constantes que molesten a los clientes o que obliguen a cerrar algunos días.

 Su limpieza y mantenimiento deben ser sencillos.

 Tiene que ser un suelo adecuado para cada estancia.

 Debe de tratarse de un suelo atractivo y elegante para que los clientes tengan una primera impresión lo más grata posible.

 Tiene que ser un suelo rentable, es decir, que la inversión que se realice dure el máximo tiempo posible.

El suelo forma parte del diseño del hotel y de la imagen que quiere transmitir a sus clientes y también define su estilo: rural, moderno, romántico, vanguardista…

La elección del suelo es sumamente importante, ya que, escoger un suelo que no sea atractivo retrae al cliente y elegir un material que no sea el adecuado a las necesidades del establecimiento, nos dará problemas enseguida.

Leer  Cómo comprar este Black Friday 2020, ¡fíjate en esto para que no te engañen!

Lo que debemos buscar a la hora de elegir los suelos para hoteles es encontrar un equilibrio entre el diseño y sus propiedades técnicas.

Así es como podremos crear espacios espectaculares que no dejen indiferentes a ninguno de nuestros clientes